Los productos naturales aportan muchos más beneficios de lo que se cree. Menos contaminante que la farmacopea química, lo orgánico sigue siendo una inversión segura para la salud. Tanto para el cuidado de las enfermedades como para el cuidado básico del cuerpo, la naturaleza ofrece una amplia gama de recetas que son igualmente eficaces.

Las ventajas de la farmacia natural

La salud es natural. La primera ventaja de los productos ecológicos, comercializados en particular en las tiendas ecológicas online, es que no contienen sustancias químicas prefabricadas para sustituir ciertos elementos naturales. Algunos ejemplos son los parabenos y los PEG. Nocivos para el cuerpo y el cabello, estos productos son cada vez menos demandados.

Al no contener sustancias petroquímicas, los productos ecológicos para el cuidado de la piel son conocidos por sus efectos no contaminantes y su naturaleza biodegradable y reciclable. Más económica que la farmacopea moderna y química, la farmacia natural proporcionará a todo el mundo cuidados baratos y eficaces al mismo tiempo.

El uso de sustancias orgánicas reduce al máximo el riesgo de efectos secundarios en el organismo. Este no es siempre el caso de los productos químicos cuyos ingredientes pueden provocar reacciones alérgicas en algunas personas.

Producción ecológica para el cuerpo

La naturaleza ofrece toda una lista de tratamientos cada vez más innovadores. La mejor farmacia ecológica para el cuidado del cuerpo es la que se basa en los aceites esenciales. Estas esencias de flores, hojas, frutos o raíces pueden utilizarse en masajes y aromaterapia. Sus propiedades antibacterianas y antisépticas las hacen famosas. Cada vez son más los productos cosméticos que los utilizan. Este componente orgánico nutre la piel en profundidad a la vez que la hidrata. A continuación, recupera su flexibilidad y suavidad originales.

Para determinar el aceite esencial a utilizar, es necesario determinar la naturaleza de la piel. En particular, el aceite de masaje natural tiene el efecto de relajar la tensión muscular y vigorizar los sentidos. El aceite de argán es más conocido por sus beneficios tanto en el cuerpo como en el cabello o el rostro.

¿Cómo blanquear los dientes con productos naturales?

Para recuperar una sonrisa blanca y brillante, a veces basta con aplicar productos naturales y no abrasivos para no dañar el esmalte. Sencillos y económicos, estos métodos sólo requieren unos minutos y un poco de constancia para recuperar unos dientes libres de manchas e inmaculados:

Zumo de limón: remedio antimanchas
El inevitable bicarbonato de sodio
El poder blanqueador del carbón vegetal